Datos personales

Mi foto
Desnuda pero no desvalida me muestro ante tus ojos, aquí me tienes vida, dispuesta a escalar tus montañas y a derribar tus tormentas. No me fundiré en tus volcanes, no me ahogaré en tus mares, tan solo quiero respirar,cada día, el aire fresco de la mañana.

viernes, 2 de octubre de 2009

Hagamos algo bonito


Encuentro de miradas deseosas, encuentro de palabras ………que recogen en su gesto la ilusión de ser amada.

Él domina mis sentidos y como maestro de orquesta, toca armoniosamente cada uno de los rincones de mi ser.

Él invade mi noche, y me susurra al oído, déjame besarte.

Déjame dibujar con mi lengua el contorno de tus labios y trenzar mis brazos alrededor de tu pecho.

Déjame hundir mis manos en tu pelo y olerte.

Déjame ser tuyo hasta que despierte.

Y cuando estés saciada de amor y de mi olor tu cuerpo impregnado, entonces DÉJAME….

8 comentarios:

Jesús dijo...

entonces DÉJAME...
Déjame que recorra tu cuerpo con palabras, y que describa cada parte de ti que acabo de amar.
Déjame que te reze agarrando tu mano esperando que me vuelvas a ungir con tus suspiros.

Bellísimo poema.

Un saludo.

WHO dijo...

Qué bien escribes, me tienes totalmente rendido a tus textos.
Me hago una pregunta, ¿ qué harás después del DÉJAME....?.
Un besazo, Who.

MentesSueltas dijo...

Un placer pasear por tus letras.
Te abrazo
MentesSueltas.

STEVE dijo...

A mi también me tienes totalmente rendido a tu poesía, a tu pensar escrito. Me ha parecido un verso tan cercano que casi lo he vivido y no por repetido menos directo.

Nosotros dijo...

ainssssssssssssss!!!! déjame con todas las sensaciones en la piel.


qué bonito.

besos

un pirata dijo...

dejame ser maestro de tu cuerpo. me gusta...seguire mirando tu blogg y leyendo con atencion, desde eluego este a sido un buen comienzo. un saludo!

Darilea dijo...

En tus palabras se da todo por amor, amar así es un lujo.
Besitos :-)

Girlie dijo...

Qué belleza de texto.
Cuanta generosidad encierra. Ese darse así, sin condiciones, sin pedir absolutamente nada. Sólo pide que le permitas quererte una noche.

Espero que no lo dejes.

Un beso